Honrando a los que nos preceden

 

a

Es muy difícil practicar la humildad en su condición más extrema. Una de las cosas que aquí aprendemos es a honrar el trabajo de los otros. Vienen personas desde muy lejos, que casi no conocen el proyecto pero que algo les impulsa a compartir un trozo de su vida. Muchos lo hacen de forma sigilosa, sin que nadie se percate de su labor excepto por el impresionante coraje de poder hacerlo. Nos encanta ver a Begoña y Javier enfrascados en el lavabo o a Luis, que sigilosamente y muy en silencio ha conseguido revivir la vieja era. Ahora allí se posan a hacer yoga y mañana, gracias al esfuerzo y la constancia de los asturianos por fin podremos, tras tres años de larga espera, estrenar los lavabos. Es hermoso ver a Raúl construyendo de forma consciente el domo geodésico con la ayuda de Mario y todos los demás. Es hermoso ver como la energía fluye en un impresionante baile misterioso.

Practicar los caminos, que decía el Buda mientras que muchos se enorgullecían de sus prácticas espirituales, de sus yogas profundos, de sus aparentes sensibilidades con el mundo intangible sin que nada de todo eso se viera reflejado en el hermano que tenía en frente, a su lado. Practicar los caminos de forma presencial, con una sonrisa al otro, como esa mágica aura de nuestra hermosa alma pura encarnada en Mercé. Su sonrisa y complicidad nos basta para levantar el ánimo, para sentirnos acompañados en el proceso, para orgullecernos por todo lo poco o mucho que hacemos.

Nos gusta honrar esa magia de todos aquellos que inclinan un esfuerzo para la causa común. Es una forma de comunicación con el tiempo, con aquellos cuyo esfuerzo siembra una semilla que algún día crecerá. Toda esa gente que podrá disfrutar a partir de ahora de la comodidad de esos lavabos seguramente no conocerán el trabajo anónimo de Noelia, de Begoña, de Javier, de Benito o de Raúl en la construcción de los mismos. Muchos de los que vienen no tendrán oportunidad de honrar físicamente a todas las personas que de forma silenciosa apoyan, protegen y alimentan este proyecto. Aún escuchamos voces sobre la necesidad de por qué nos empeñamos en seguir adelante. Pero nuestro aliento siempre viene de aquellos que se preguntan, cada vez que vienen a este lugar, por qué no existen aún más lugares como este.

Esta mañana lo veíamos en la emoción y en las lágrimas que algunos expresaban agradecidos en el círculo de consciencia. No se trata de que seamos mejor o peores, se trata de que entre todos podemos abrirnos de forma diferente, desde otra dimensión, aún desconocida, aún por explorar, para aventurarnos juntos en la senda del conocimiento grupal. El reto está ahí, y la necesidad de honrar a los que lo están produciendo forma parte de esa labor.

Hoy han llegado dos camiones cargados de materiales. Uno con veinte toneladas de grava y el otro repleto de ladrillos y cemento. Pero también han llegado más manos, más personas dispuestas a transformar con voluntad y coraje todo eso en belleza. Vamos a seguir construyendo esta semana todo lo que podamos para que los que vengan luego puedan disfrutarlo y comprender, algún día, que esto se hizo gracias al esfuerzo grupal, no de un líder, no de una persona, sino gracias al continuo y esmerado trabajo de todos. Y así quedará para la posteridad. Un lugar hecho por todos para todos. Un lugar que, quizás, y por primera vez, sea entregado a los que vienen como un regalo amoroso envuelto en lo mejor de cada uno.

Es difícil expresar esa sensación de entrega, de compartir, de cooperación, de apoyo mutuo, de dones y talentos expuestos en un mundo que requiere de inspiración para un progreso aún más consciente y cargado de esperanza y fe en el mañana. Es complejo poner en palabras todo ese agradecimiento acumulado. Es difícil practicar los caminos. Pero aquí queda dicho y expuesto, en humilde reverencia para todos aquellos que de alguna forma, lo hacen posible. Gracias, gracias, gracias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s